29 dic. 2016

El caso Sorge: ¡Venceré a Hitler!


Richard Sorge. Alemán. Socialista convencido. Graduado en Ciencias Políticas y voluntario en la Primera Guerra Mundial. Llevado por su fascinación revolucionaria, a mitad de los años veinte es reclutado como agente secreto para el Ejército Rojo. En 1933 se establece como corresponsal de prensa en Japón y agente de Stalin en la embajada de Tokio, desde donde enviará a Moscú documentos que acreditan la inminente invasión alemana a la Unión Soviética. Stalin desoirá esas primeras informaciones, pero la historia está en marcha.

La dibujante alemana Isabel Kreitz, autora junto con Peer Meter de la estupenda crónica criminal Haarmann, también publicada en esta casa, se remonta a la Segunda Guerra Mundial y desarrolla una compleja y exótica trama de relaciones diplomáticas acechadas por la sospecha, la paranoia y las traiciones por venir.

El caso Sorge. Un espía de Stalin en Tokio recoge el tramo final de la biografía de un hombre que con el tiempo sería condecorado y ensalzado como héroe nacional de la Unión Soviética, una figura polémica y de carácter cuya intervención fue fundamental para la seguridad del país, pero que en su día fue cuestionada por su afición a la bebida y por su temeridad opinativa, cercana a la autodestrucción.


El caso Sorge es una novela gráfica que se entona entre la crónica histórica, la estrategia política y la trama de espías, pero es también el retrato pormenorizado a lápiz (¡y qué lápiz!) de un hombre tocado de megalomanía, Richard Sorge, que quiso pasar a la historia deteniendo a otro, Adolf Hitler. Asómate aquí a las primeras páginas de esta historia fascinante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario